Archivo de la etiqueta: osteoporosis

MORINGA

MORINGA

La Moringa (Moringa oleifera), es llamada “el árbol de la vida“, “árbol milagroso“, no en vano, contiene más de 90 fitonutrientes, 47 antioxidantes, 36 antiinflamatorios naturales, 25 vitaminas y minerales, 27% de proteína (todos los aminoácidos esenciales), Clorofila, Carotenos, Citoquinas, Flavonoides, Omegas 3-6-9, Esteroles, Polifenoles, Luteína, Xantinas…….

Moringa

Moringa

Es originaria del norte de India, Etiopía, Filipinas y Sudán, abundando en muchos países tropicales y subtropicales, cultivándose en África, Asia tropical, América Latina y el Caribe, Florida y las islas del Pacífico.

La Moringa, es uno de los alimentos más completos que existen actualmente: contiene vitamina C, Vitamina A, gran cantidad de potasio, calcioproteínas, hierro, fósforo, y muchas otras propiedades. Es el alimento con más aporte de vitaminas, potasio, y proteínas que tenemos.

Si tomamos regularmente Moringa, tendremos el aporte de vitaminas y minerales recomendado en el organismo. También contienen altas dosis de cistina y metonina, un tipo de aminoácidos que a menudo escasean.

La Moringa contiene también gran cantidad de antioxidantes, Vitamina A, Vitamina C, Vitamina E, y bioflavonoides, que evitan el efecto de los radicales libres en el organismo, retrasando el envejecimiento.

Sigue leyendo

Colágeno

Herbolario Rama te habla del Colágeno

Como ya hemos visto en otras entradas, las proteínas son las moléculas orgánicas que más abundan en el cuerpo humano y están formadas por una gran cantidad de aminoácidos. Los aminoácidos son moléculas orgánicas que se enlazan de distintas maneras formando las proteínas.

El Colágeno es una  molécula gigante formadas de otras moléculas mas pequeñas llamadas aminoácidos que se enrollan como si fueran “cuerdas”.  A Estas “cuerdas” se les llama Fibras de Colágeno.  Por esta forma característica a base de fibras que aportan gran resistencia y elasticidad, se dice que el Colágeno es como el “Pegamento del Cuerpo Humano”.

Forma la estructura de nuestra piel, la córnea, ligamentos, huesos, tendones, músculos, nervios, dientes, encías, vasos sanguíneos, cabello, uñas, cartílago y la estructura de todos nuestros órganos y ayuda a mantener su elasticidad, fuerza y resistencia.

Causas del deterioro del colágeno:

La Edad: A medida que envejecemos disminuye la síntesis de colágeno lo que produce que se resientan huesos, articulaciones y piel.

La Edad: A medida que envejecemos disminuye la síntesis de colágeno lo que produce que se resientan huesos, articulaciones y piel.

La Alimentación

La Alimentación: Una alimentación con un aporte bajo en proteínas puede provocar numerosos problemas estructurales.

imagen de familia y deporte

Alteraciones del Sistema Locomotor: Algunas alteraciones de huesos, tendones, cartílagos y músculos pueden ser provocadas por un déficit de colágeno.

Sigue leyendo

Magnesio

Magnesio

El Magnesio es un macromineral, componente, entre otros, del sistema óseo, de la dentadura…, encontrándose en más de 300 enzimas diferentes en el cuerpo, que son responsables de:

-La creación de ATP (trifosfato de adenosina) las moléculas de energía en   su cuerpo -La formación adecuada de huesos y dientes -La relajación de los vasos sanguíneos
-La acción del músculo del corazón -La función apropiada del intestino -La regulación de los niveles de azúcar en la sangre

Resultado de imagen de magnesio polvo

El Magnesio participa en la transmisión de los impulsos nerviosos, en la contracción y relajación de músculos, en el transporte de oxígeno a nivel tisular (tejidos) y participa activamente en el metabolismo energético.

El 60% de las necesidades diarias de Magnesio se depositan en los huesos, el 28% en órganos y músculos, y el 2% restante en los líquidos corporales.

La deficiencia de Magnesio afecta la forma en la que envejecen las células, por lo que, las consecuencias celulares de la deficiencia de Magnesio podrían conducir a enfermedades crónicas.

Las fuentes naturales de Magnesio se encuentra en los alimentos: cacao, semillas y frutas secas, germen de trigo, levadura de cerveza, cereales integrales, legumbres y verduras de hoja. También se encuentra, pero en menor cantidad, en carnes, lácteos y frutas.

Todos los alimentos procesados carecen de Magnesio. Por ello, cada vez más, la población padece de estreñimiento, debilidad, trastornos hormonales, nerviosismo, temblores, falta de apetito, osteoporosis, dolores crónicos, diabetes, estrés, ansiedad, depresión y muchos otros, que se podrían prevenir con el aporte habitual de Magnesio al organismo.

El Magnesio tiene, por tanto, múltiples acciones benéficas sobre el organismo, contribuyendo, también, a depurar la sangre, disuelve los depósitos de colesterol de los vasos sanguíneos, activa y moviliza los leucocitos, y favorece la producción de anticuerpos. Normaliza la presión arterial y ayudar a evitar paros cardíacos repentinos, ataques cardíacos y derrames cerebrales.

Previene y ayuda en estados de artritis, ya que el magnesio evita que el ácido úrico se deposite en las articulaciones. Previene y ayuda cuando padecemos osteoporosis, puesto que tiene acción fijadora del calcio.

El Magnesio, regula la digestión y combate el estreñimiento. Mejora la absorción de muchos nutrientes, entre ellos el calcio. Ayuda a mantener el calcio en las células para que puedan trabajar mejor. Es un potente relajante muscular y permite la mejor absorción y fijación del fósforo y calcio.

Equilibra el sistema nervioso, es un tranquilizante y relajante natural. Combate la depresión, estrés, ansiedad y el mal carácterAyuda a dormir mejor por la noche y a estar más alerta durante el día.

El Magnesio  es considerado como la fuente de energía del cuerpo y la mente. Si falta puede ocasionar enfermedades crónicas o graves. Por ello, mejora el rendimiento deportivo e intelectual. También mejora la memoria.

Se considera que también previene el cáncer y la formación de los cálculos renales,  previniendo problemas de próstata.

Alivia y sana dolores crónicos.

Ayuda a combatir y hasta sanar la diabetes.

Especialmente recomendado su consumo en estados carentes de magnesio (embarazos, lactancia, pubertad, vejez, ansiedad, calambres, tics, contracturas).

Es indispensable para mantener en buen estado y reparar el desgaste de los cartílagos, tendones y huesos. También para suplementar las dietas pobres en este elemento, previniendo infartos, depresiones, nerviosismo, hipertensión, vejez prematura.

Se puede tomar en comprimidos o en polvo.

Como siempre, recuerde que es conveniente consultar a su médico antes de tomar cualquier suplemento natural.

Síguenos en Facebook.

Miso

Miso

La palabra Miso procede de “MI” (sabor o condimento) y “SO” (fuente), significando “fuente de sabor”. Es, por tanto, un condimento aromatizante y fermentado que le añade sabor a las comidas (tiene un sabor salado).

Es una pasta de color pardo hecha a base de agua, soja, sal marina y, en general, un cereal integral (arroz o cebada). Esta pasta se obtiene a través de un largo proceso de fermentación (durante 6 o 36 meses), por medio de la acción de un hongo usado en la cocina tradicional japonesa.

Para hacer el Miso, se cuecen las habas de soja con el cereal elegido, se inocula el moho Rhizopus (Koji), sal y luego se deja que se produzca una fermentación durante 6 o 36 meses. Cuanto más larga sea la fermentación más intenso será su sabor .

En Oriente es tradicional fermentar las semillas de Soja para producir Shoyu, Tamari, o Miso, de esta forma, al ser un alimento fermentado, es más nutritivo y digestivo que en su forma original.

Por tanto, el Miso contiene enzimas vivas que ayudan a la digestión y, además, suministra carbohidratos, lípidos, vitaminas, minerales y proteínas a nuestro organismo. Por ello, el Miso ayuda a disminuir los efectos de comidas pesadas y despeja las obstrucciones.

Es un alimento alcalinizante,  Sigue leyendo

Té Verde

Té Verde (Camellia Sinensis); planta originaria del Sur de China que necesita, para su crecimiento, un clima cálido y húmedo

Té Verde seco

Té Verde seco

Solo por curiosidad: el Té Negro y el Té Verde, provienen de las mismas variedades de té, sin embargo, para obtener el Té Negro se realiza un proceso de oxidación de la hoja que no se realiza en el Verde.

El Té Verde contiene Cafeína (llamada para el té, teína), que, químicamente, es la misma que la del café (cafeína), la del guaraná (guaranina) o la del mate (mateína). Sin embargo, el Té contiene menos cafeína que el café y, además, al contener el doble de taninos que el café, la cafeína del  se absorbe o se asimila más lentamente que la del café.

También contiene antioxidantes Polifenoles Catequinas, siendo el Té Verde la única fuente de Epigalocatequina, que es el tipo más antioxidante de Catequina.

Además de Cafeína y Taninos, en el Té verde encontramos Aminoácidos; Pectinas; Fibras; Vitaminas (C, B…); Minerales (azufre, calcio, hierro…); flavonoides (pigmentos naturales de los vegetales y que protegen al organismo de los daños producidos por sustancias o elementos oxidantes como los rayos ultravioleta, la contaminación ambiental y de sustancias nocivas presentes en los alimentos).

La gran variedad de antioxidantes que contiene, son absorbidos por los tejidos del ojo (incluida la retina), siendo un gran aliado en la prevención del glaucoma y otras enfermedades oculares.

Los polifenoles del Té Verde actúan también en el cerebro, teniendo un efecto protector sobre las células protectoras de dopamina, previniendo la enfermedad de Parkinson. Alivia también el cerebro, ayudando a agilizar el pensamiento, a mejorar la memoria, el estado de ánimo y a combatir el estrés.

Al inhibir el crecimiento de las bacterias, ayuda también a reducir el riesgo de enfermedades de los dientes y las encías.

También ayuda a combatir la obesidad, el colesterol, ayudando a disminuir el riesgo de muerte por enfermedad cardiovascular (se ha comprobado que 30 minutos después de beber una taza de Té Verde las grandes arterias del organismo se dilatan, evitándose problemas circulatorios, aterosclerosis…) Sigue leyendo

Alfalfa

Alfalfa (Medicago Sativa L.)

Alfalfa

Alfalfa

La Alfalfa es una planta que contiene vitaminas como la A, grupo B, C, D, E, K y P; minerales como el calcio, cobalto, boro, cobre, potasio, hierro, fósforo, magnesio, manganeso, sodio, zinc, selenio o cromo; proteínas y aminoácidos; flavonoides; clorofila; enzimas digestivas; saponinas; fitoesteroles y fitoestrógenos.

Por la presencia de Vitamina C, puede usarse Alfalfa en casos de gripe o resfriado.

Por la presencia de Vitaminas, proteínas y minerales, la Alfalfa es un gran reconstituyente a utilizar en casos de debilidades inespecíficas, postoperatorios, anorexia, cansancio físico e intelectual…

Destacar el aporte de calcio al organismo (problemas de osteoporosis o fracturas), así como de hierro, pasa casos de anemias. Sigue leyendo

Cola de Caballo

Cola de Caballo (Equisetum Arvense L.)

Herbolario Rama os presenta una planta silvestre, la Cola de Caballo, que múltiples propiedades, destacando por su alto contenido en Silicio orgánico.

Por su alto contenido en Silicio, es un gran Regenerador articular, ayudando a la recuperación de las articulaciones y tejidos cartilaginosos. Da flexibilidad a los tendones y a las paredes vasculares, por ello, es una planta especialmente indicada para deportistas, ayudando a recuperar esguinces y distensiones musculares.

Su alto contenido en Silicio, hace de la Cola de Caballo un excelente regenerar el tejido epitelial, contribuyendo a dar a la piel un aspecto terso y elástico, previniendo arrugas y atenuando las estrías.

Por sus propiedades diuréticas, la Cola de Caballo ayuda en el cuidado general de la piel, eliminando las bacterias que la dañan.

Por su alto contenido en Silicio Orgánico, la Cola de Caballo ayuda a Regenerar los huesos, contribuyendo a la absorción y fijación del Calcio en el organismo. Por ello, resulta beneficiosa en el tratamiento de fracturas de huesos o en casos de osteoporosis. Sigue leyendo

Magnesio

Herbolario Rama te habla sobre el Magnesio

El Magnesio es un mineral alcalinoterroso muy común en la naturaleza y muy importante para el correcto funcionamiento de diversas funciones del organismo humano, pudiendo generar su déficit problemas de salud.

El Magnesio está presente en las células nerviosas, desempeñando un papel muy importante en el buen funcionamiento del sistema nervioso: ayuda a combatir el insomnio y facilita la conciliación del sueño.

El estrés es capaz de provocar un déficit de Magnesio y, además, a su vez, el déficit de Magnesio puede generar un estado de hipersensibilidad al estrés.

La forma química en que se consume el Magnesio puede influir en las propiedades del aporte; así, por ejemplo, el hidróxido de Magnesio actúa como antiácido para la indigestión ácida. El Carbonato de Magnesio como laxante para el estreñimiento. Las Sales de Epson (Sulfato de Magnesio), en uso interno es un laxante suave usado para limpiezas de hígado e intestinal y para la desparasitación intestinal. Ayuda a eliminar toxinas del sistema digestivo y mejora la digestión de las grasas. En uso externo, se usa como sal de baño para aliviar dolores y contracturas musculares así como calambres y para el tratamiento de la uña encarnada.

Contra los dolores de las articulaciones, el reúma, la artrosis u otra dolencia de los huesos, así como para el agotamiento físico, es muy recomendable realizar un baño con sales de Magnesio: Sería realizar un baño semanal con Sales de Magnesio y, en casos graves, un baño diario durante 9 días, otros 9 días realizar baños en días alternos y terminar realizando un baño a la semana. El baño se realizará en agua caliente a 34 °C con sales de Magnesio.

Sigue leyendo

Semillas de Sésamo (Ajonjolí)

Semillas de Sésamo (Ajonjolí)

Herbolario Rama te habla de las propiedades de las Semillas de Sésamo.

Al hablar del Sésamo, normalmente, nos referimos Sésamo blanco (bien tostado o sin tostar). Sin embargo, existe otra variedad, el Sésamo negro, habitualmente usado en repostería por su llamativa apariencia. Las principales diferencias entre ambos radican fundamentalmente en su sabor y en que el Sésamo negro aporta aún mayor cantidad de hierro que la variedad blanca.

Las Semillas de Sésamo se pueden consumir crudas o tostadas, enteras o trituradas, o en forma de aceite. La cantidad recomendable diaria es de 9 a 30 gr de Semillas (de 1 a 3 cucharadas al día), y, para aprovechar sus propiedades, debe tomarse muy bien masticada, o trituradas o machacada y con abundante cantidad de agua.

El sabor del Sésamo Blanco y su textura, también varia atendiendo a si está tostado o no. El Sésamo Blanco, sin tostar, tiene un sabor más suave, similar al de las semillas o pipas de calabaza frescas. El sabor de las Semillas de Sésamo Tostadas es más acentuado, similar al de nueces o semillas o pipas de girasol. Además, su textura es más crujiente. Por ello, podemos decir que en ocasiones se usará uno u otro atendiendo a si se quiere resaltar el sabor o ponerlo más crujiente (en tal caso, se usará Semilla de Sésamo Tostado).

De todas formas, el Sésamo sin tostar puedes tostarlo en una sartén a fuego medio-alto unos 5 minutos, procurando no pasarnos de tiempo para que no aparezcan notas amargas.

Las Semillas sin tostar son algo más claras y de tono más pálido y blanquecino que las Semillas tostadas.

Las Semillas de Sésamo han venido siendo utilizadas desde hace cientos de años. Cuenta una leyenda que los dioses, antes de crear el mundo, tomaban un vino hecho a base de Semillas de Sésamo.

Una de las propiedades medicinales del Sésamo o ajonjolí es la de prevenir anemias ferropénicas. Es importante, para aprovechar el hierro de esta Semilla, consumirla triturada o molida.

Nos aportan una gran cantidad de calcio y hierro a nuestro organismo. Las grasas que contiene son “grasas buenas”, es decir, insaturadas (omega 6 y omega 9).

Por tanto, podemos decir que las Semillas de Sésamo proporcionan, tanto un sabor exquisito y diferente a nuestros platos, como nutricionales importantes a nuestro organismo.

Semillas de sésamo negro
Semillas de sésamo negro

Las Semillas de Sésamo, en cuanto a su composición, están compuestas, fundamentalmente, por grasa (ácidos linoleico, oleico, palmítico y esteárico). Poseen un alto contenido en vitaminas del grupo B (B1, B2, B3, B6, ácido pantoténico, ácido fólico y biotina) y vitamina E.

Al ser muy ricas en calcio, es muy adecuado para mantener unos huesos saludables. Cada 100 gr tienen aproximadamente 780 mg de calcio (que interviene en la formación de huesos y dientes).

Cada 100 gr tienen aproximadamente 516 mg de fósforo, 358 mg de potasio, 290 mg de magnesio, 22,7mg de hierro, 17,85 mg de manganeso, 8,3 mg de sodio, 6,13 mg de zinc (que participa en el metabolismo de los hidratos de carbono, las grasas y las proteínas), 4,7 mg de selenio.

Las  Semillas de Sésamo poseen una cantidad elevada de proteínas, además de ser ricas en metionina (aminoácido esencial).

Al mejorar los fluídos corporales, lubrifica el intestino (en casos de diarreas se recomienda tomar con precaución), mejorando el asma y la tos.

Debido a su efecto nutritivo a nivel de sangre, es útil en anemias, nutrición de la piel y el cabello (prevención de caída y encanecimiento) y problemas de agudeza visual, previniendo el envejecimiento.

También ayudan a tratar la Gatritis y el colesterol alto.

Fortalece el sistema nervioso, estando especialmente recomendado en problemas como agotamiento, el estrés, o el insomnio, osteoporosis, debilidad ósea, caries, encogimiento de las encías y debilidad pulmonar, entre otras dolencias..

Se desaconseja tomar Aceite de Sésamo ni grandes cantidades de Semillas de Sésamo durante el embarazo.

Tener en cuenta que existen personas alérgicas al sésamo.

No superar la dosis diaria recomendada y recuerde que es conveniente consultar a su médico antes de tomar cualquier suplemento natural.

La información contenida en este artículo tiene un carácter informativo y/o divulgativo. Consulte siempre con su especialista.

Síguenos en Facebook.