Salsa de Soja: Shoyu y Tamari

Shoyu y Tamari

El Shoyu y el Tamari NO es el mismo producto.

El Shoyu contiene trigo; es una salsa hecha a base de soja, agua, sal y trigo, y, por tanto, contiene Gluten, no pudiendo ser tomado por personas intolerantes a los alimentos que contienen gluten.

El Tamari es una salsa de soja hecha a base de: soja, agua y sal (nada más).

Es importante que utilices la Salsa de Soja (Shoyu o Tamari) que contenga ingredientes  de cultivo ecológico y que la soja no sea transgénica.

La Soja o Soya ha sido utilizada en su alimentación por los orientales desde hace milenios como aporte de proteínas. Los orientales, no consumen la Soja directamente sino que la transforman en Miso, Tempeh, Tofu, Tamari, Salsa de soja o Shoyu. Buscando fermentar o transformar la Soja ya que, tras siglos de consumo, experimentan que de esta forma eran mucho más asimilables los nutrientes de la Soja y su digestibilidad era mucho mayor.

Tanto el Shoyu como el Tamari son Salsa de Soja usadas como aderezos y elaborados a partir del líquido resultante de la fermentación de sus ingredientes durante muchos meses (18 o 24 meses), por lo que, como la mayoría de los alimentos fermentados, favorece la absorción de nutrientes y una buena digestión.

Tamari tiene un sabor más fuerte y aroma que el Shoyu. La Salsa de Soja Shoyu, al contener trigo, tiene un sabor más suave que el Tamari, siendo ideal el Shoyu para cocinar verduras, proteínas vegetales, sopas, guisos, hacer salsas o para acompañar a las algas.

Tanto la Salsa Shoyu como el Tamari pueden ser utilizado como sustitutivos de la sal o para dar un mejor sabor a las sopas, salsas, ensaladas, vegetales o platos en general, pues realzan el sabor de los alimentos y nos aportan muchos nutrientes (unas gotas son suficientes). Ambos contienen sodio, por lo que no se aconseja tomar a las personas que tienen prohibida la sal.

El Tamari se utiliza en cocina, mejor para carnes y pescados, pero también se utiliza por muchas personas como remedio medicinal añadiendo cuatro o cinco gotas de Tamari al Te (sobre todo al Te Bancha) para buscar combatir el cansancio (alcaliniza el Ph sanguíneo gracias a su efecto remineralizante). A esto también contribuye su riqueza en ácido acético, que también favorece la eliminación de muchos microorganismos dañinos que puedan estar en los alimentos.

Recuerde que los complementos alimenticios no deben utilizarse como sustitutivos de una dieta equilibrada y un modo de vida sano. No superar la dosis diaria recomendada. Mantener fuera del alcance de los niños. Conservar en lugar seco fresco y seco, y recuerde que es conveniente consultar a su médico antes de tomar cualquier suplemento natural.

Síguenos en Facebook.

Deja un comentario