Arándano Rojo (Cranberry), para las infecciones urinarias

El Arándano Rojo o Cranberry, protege el estómago y los intestinos de infecciones, siendo, un excelente remedio natural frente a afecciones urinarias, intoxicaciones y diarreas.

El Cranberry son bayas ricas en vitamina C, que ayudan a prevenir y tratar infecciones urinarias, de estómago o intestinos y de la boca causadas por bacterias. 

Los Arándanos Rojos fabrican una sustancia llamada proantocianidina que impide que las bacterias se adhieran a las mucosas: bacterias de las vías urinarias, causante de cistitis y sus recaídas (Escherichia coli, Candida albicans, etc.) y el H.pylori, que anida en el estómago y produce úlceras estomacales.

Por tanto, inhibe la adhesión bacteriana a la superficie de las mucosas, siendo antiséptico natural urinario, muy recomendado sobre todo en caso de infecciones urinarias de carácter recurrente (por ejemplo la cistitis).

La Infecciones Urinarias se ven más comúnmente en las mujeres que en los hombres puesto que la uretra de las mujeres es mucho más corta, esto genera que los gérmenes, bacterias del recto y la vagina, se puedan introducir en las vías urinarias generando esta infección.

Su gran contenido de antioxidantes, hace del Cranberry, además, buen remedio antienvejecimiento.

El Arándano Rojo o Cranberry, ayuda a la salud del corazón y de los vasos sanguíneos. Sus bayas contienen flavonoides, que protegen de la arteriosclerosis, favoreciendo el flujo sanguíneo.

En conclusión, si complementamos nuestra alimentación con Arándanos Rojos podemos eliminar los gérmenes causantes de las infecciones urinarias y la cistitis por la acción antibiótica y antiséptica de los Arándanos Rojos sobre los gérmenes y sin tener los efectos secundarios de los antibióticos. Además, por su gran poder antioxidante, neutralizamos la acción de los radicales libres nocivos para el organismo, cuidamos la salud del corazón y evitamos el envejecimiento prematuro.

Recuerde que los complementos alimenticios no deben utilizarse como sustitutivos de una dieta equilibrada y un modo de vida sano. No superar la dosis diaria recomendada. Mantener fuera del alcance de los niños. Conservar en lugar seco fresco y seco, y recuerde que es conveniente consultar a su médico antes de tomar cualquier suplemento natural.

Síguenos en Facebook.

Deja un comentario