Archivo por meses: enero 2017

Quinoa o Quinua, el cereal sagrado

Herbolario Rama te acerca a la Quinoa o Quinua, el cereal sagrado

La Quinoa, grano originario de los Andes, es uno de los tesoros más valiosos heredados de las culturas precolombinas. Ha formado parte de la alimentación diaria de las culturas de incas, aztecas y mayas con anterioridad a la colonización española, constituyendo su alimento básico durante miles de años hasta la llegada de los conquistadores, que sustituyeron el cultivo de Quinoa por el del maíz y patatas.

La Quinoa es un pseudocereal (entre semilla y cereal), no contiene gluten, por lo que puede ser consumida por personas que tienen celiaquía o intolerancia al gluten.

Su bajo índice glucémico, hacen ideal la Quinoa para personas con diabetes o que desean adelgazar comiendo sano. Al mismo tiempo, nos ayudará a controlar los niveles de colesterol en sangre, ya que su fibra y sus ácidos grasos insaturados favorecen el perfil lipídico en el organismo, siendo cardiosaludable.

La Quinoa es considerada el mejor alimento de origen vegetal para el consumo humano, siendo uno de los alimentos más completos. Por su extraordinario valor nutritivo, fue elegida por la NASA para integrar la dieta de los astronautas en los vuelos espaciales de larga duración.

Por su fácil digestibilidad, la Quinoa es considerada el cereal reconstituyente por excelencia, ideal para ser utilizado por toda la población y, especialmente, en la alimentación de enfermos convalecientes o niños con síntomas de desnutrición crónica. Está muy indicada la ingesta de Quinoa en personas vegetarianas, niños y mujeres embarazadas, así como en aquéllas que realizan grandes esfuerzos físicos: atletas.

La Quinoa tiene alto contenido de proteínas (con una decena de aminoácidos esenciales que el organismo humano no es capaz de sintetizar por sí mismo: lisina, que juega un papel importante en el desarrollo del cerebro y en el crecimiento y se asocia a la inteligencia y a la memoria, metionina, de extraordinaria importancia para el metabolismo de la insulina, arginina e histidina, muy apropiados para la alimentación infantil), ácidos grasos omega 6 y omega 3, minerales como el potasio, magnesio, calcio, fósforo, hierro y zinc, fibra, calcio, carbohidratos y vitaminas (vitamina E antioxidante y las del grupo B). Sigue leyendo

Equinácea: Antibiótico Natural

Equinácea: Antibiótico Natural

La planta de la Equinácea (Rudbeckia) es originaria del occidente de Estados Unidos, pudiendo diferenciar tres variedades diferentes: Equinácea angustifolia, Equinácea pallida y Equinácea purpúrea diferenciándose por el color de sus flores (rosa la angustifolia, blanco la pallida y rojo o púrpura la purpúrea). Sus flores son parecidas a la margarita pero con un cono central más prominente y una altura superior. El tallo suele alcanzar una altura de entre 45 cm. y 1,2 m. y cuenta con hojas ásperas de color verde oscuro, por lo que también se utiliza de forma ornamental para decorar la casa, jardines o terrazas.

Lo realmente interesante es que esta planta es la alternativa natural a los antibióticos, actuando frente a bacterias, hongos y virus, estimulando el sistema inmune, aumentando la producción de leucocitos así como de interferón.

La Equinácea refuerza, por tanto, el sistema inmunológico, aumentando la producción de glóbulos blancos, por lo que podemos utilizarla como preventiva y como curativa en casos de gripe, resfriados, faringitis, amigdalitis, bronquitis, sinusitis, herpes, infecciones genito-urinarias, otitis, orzuelos, infecciones gastrointestinales, vaginitis, etc…

Resultado de imagen de equinacea

Utilización de la Equinácea:

La parte más utilizada de la Equinácea es la raíz, aunque también se aprovecha la planta entera. La Equinácea contiene una gran variedad de principios activos naturales que fomentan la inmunidad: Sigue leyendo

Aloe Vera

El Aloe Vera o Sábila, antisépticos natural

El Aloe Vera es una planta con múltiples usos y múltiples propiedades terapéuticas. Los Mayas la denominaban “Fuente de Juventud” y los Egipcios “Planta de la Inmortalidad”.

Aloe Vera

Se trata, entre otras cosas, de un antiséptico natural. Los antisépticos (del griego anti o contra y sépticos o putrefactivo), son sustancias antimicrobianas que, aplicados a un tejido vivo o sobre la piel, reducen la posibilidad de infección, sepsis o putrefacción, actuando, por tanto, como desinfectante o bactericida, destruyendo los gérmenes e impidiendo su proliferación.

Contiene el Aloe Vera componentes específicos que ayudan eliminar de la piel hongos y bacterias. Así mismo, regenera la dermis, colaborando en sintetizar elastina y colágeno. Al aumentar el riego sanguíneo en las zonas de aplicación, el Aloe Vera regenera los tejidos de la piel mediante la renovación de las células, por lo que se recomienda utilizarlo para combatir el acné, las picaduras de insectos, quemaduras, herpes, psoriasis, dermatitis, hematomas y llagas; también se recomienda en casos de afecciones bucales como úlceras, aftas, abcesos, etc.

Al ser un antiséptico natural, tiene la ventaja de que se puede utilizar durante un tiempo prolongado sin efectos secundarios. Antes de aplicarlo, conviene limpiar primero la zona a tratar y aplicar después el Aloe Vera, evitando así la entrada de impurezas o suciedad que pueda existir en la piel.

El secreto que posee el Aloe Vera es en la sinergia o combinación de las sustancias activas que posee la pulpa interna de su hoja:  antraquinonas, acemanano, hidratos de carbono (aloverosa), sustancias minerales, oligoelementos, vitaminas, enzimas, ácidos grasos, numerosos metabolitos secundarios y acido salicílico.

Posee también el Aloe Vera propiedades antiinflamatorias y calmantes. Aplicado externamente sobre la piel, alivia heridas, picaduras de insectos, irritaciones y quemaduras. Alivia el dolor de los golpes, esguinces, luxaciones, dolores musculares, artríticos y reumáticos, los pies cansados, cura las heridas cortantes, el herpes, la culebrilla, la tiña.

Cura las pequeñas heridas de las enfermedades eruptivas de los niños como el sarampión, la varicela, la escarlatina, etc. Ya que sus propiedades antiinflamatorias reducen la picazón y evita que los niños se rasquen las ampollas.

Con el Aloe Vera  se cicatriza la herida del ombligo del bebé y quita el dolor del crecimiento de los dientes.

Internamente, cura las infecciones producidas por estafilococos y otras infecciones bacterianas internas como la gastroenteritis, colitis, enterocolitis, vaginitis, cervicitis, escorbuto, cólera, disentería, blenorragias, sífilis y otras enfermedades venéreas.

El Aloe Vera, ingerido en jugo, es un complemento alimenticio muy digestivo y depurativo. Es recomendable ingerirlo ecológico, que el jugo haya sido procesado manualmente en frío (para que se mantengan intactas las propiedades del Aloe Vera) y que contenga una cantidad mínima de 6.000 mg/litro de polisacáridos específicos del Aloe Vera.

El jugo diluido en agua a partes iguales, usadas varias veces en forma de gárgaras de 3 a 4 minutos, actúa eficazmente contra los dolores dentales y de las encías, neuralgias, aftas, laringitis, disfonía amigdalitis, anginas, placas y cualquier afección bucal o faríngea.

Además, reduce los efectos de las alergias, indigestión, acidez estomacal, gastritis, úlceras duodenales y estomacales, hernia de hiato, facilita el drenaje de la bilis, úlceras oculares, hemorroides, afecciones del aparto digestivo, descongestionando el estómago, el intestino delgado y depurando el hígado, los riñones y el páncreas.

Tal es el éxito del Aloe Vera que, en 1982, se creó el Consejo Científico Internacional del Aloe  Vera (I.A.S.C.) cuya misión era regular la calidad de los productos con Aloe Vera.

Síguenos en Facebook.

Fitoterapia e Hiperplasia benigna de Próstata

Herbolario Rama quiere hablar de la Fitoterapia e Hiperplasia benigna de Próstata

Existen remedios naturales que ayudan en casos de hiperplasia benigna de Próstata.

Sabal serrulata

Sabal serrulata

En efecto, el Sabal (Sabal serrulata), pequeña palmera de grandes hojas en forma de abanico, también conocida como Serenoa Repens o palmito salvaje, tiene unas bayas o fruto maduro que fortalecen los tejidos corporales, previenen la hiperplasia glandular y reducen las molestias derivadas del síndrome prostático, dolencia que afecta a muchos hombres a partir de los 50 años de edad, caracterizada por un crecimiento benigno de la próstata que causa dificultad al orinar, acompañada de despertares nocturnos frecuentes. A medida que la glándula crece y ejerce presión sobre la uretra y los tejidos adyacentes, suele referir una sensación de inflamación en la parte baja de la pelvis.

Ante estas afecciones, el Sabal ejerce un efecto antiinflamatorio, evita la sensación de tener la vejiga demasiado llena y la  cistitis. También reduce notablemente las molestias urinarias o dificultad para orinar, la necesidad de orinar muchas veces y la sensación permanente de deseo de orinar. Por ello, es muy recomendable para mantener una adecuada salud prostática, mejorando el flujo urinario, la frecuencia miccional y la dificultad urinaria (disuria).

Otro remedio natural que reduce los síntomas de la próstata, es la infusión de raíz de jengibre, por su efecto antiinflamatorio y antitumoral, así como de harpagofito, también con propiedades antiinflamatorias que ayuda a desinflamar la próstata y reduce los síntomas característicos.

Así mismo, el consumo de extracto de semillas de calabaza reduciría la inflamación en pacientes con hiperplasia benigna de próstata. Al parecer su contenido en esteroles serían los responsables de dichos beneficios.

Todas estas plantas medicinales podrían ser utilizadas como remedios caseros para reducir los síntomas de próstata, pero recuerda que siempre es necesario el consentimiento médico antes de su consumo.

Como siempre, recuerda consultar con un especialista las posibles contraindicaciones que puedan tener para vuestro organismo, o si padecéis alguna enfermedad.

Síguenos en Facebook.